Ladrón se llevó el pan de la eucaristía en plena misa y despertó ternura en Twitter

Un perro callejero irrumpió en medio de la ceremonia religiosa y, bajo las narices del sacerdote y los demás miembros del clero, se robó la comida sagrada.



Un usuario compartió la inocente travesura de un perrito en plena misa católica. El corto clip captura una cómica escena que sucedió en el santuario de Nuestra Señora de Belencito, ubicada en el departamento de Boyacá, en Bogotá, Colombia.


El templo, al igual que la mayoría de las iglesias, tenía su puerta abierta para permitir que cualquiera ingrese a participar de la celebración; incluido un perro callejero que entró de la calle persiguiendo el olor a comida. La ceremonia religiosa había llegado al momento de la eucaristía, y con el angelical coro de fondo, el sacerdote se preparaba para bendecir el pan y el vino, informó crónica web.



Fue entonces que el animal extraviado se acercó al altar, oliendo el suelo en busca de algo para comer. Y lo encontró: en un rápido movimiento, el perrito saltó, apoyó sus dos patas en la superficie del altar y agarró en su boca el pan que el sacerdote se preparaba a bendecir. El histérico video se acaba con el perro emprendiendo su huida, con su premio en la boca y sin haber alertado a los miembros del clero.


"Solo recibió el pan de cada día": el video viral del perro ladrón despertó debate en Twitter

Las reacciones al simpático video fueron inmediatas, y en poco tiempo la publicación se volvió viral en Twitter. El tuit viral reunió más de 30 mil Me Gusta, cerca de 8 mil retuits y más de 680 mil reproducciones en la red social del pajarito. Con la viralización también llegaron las reacciones de los usuarios, y al parecer no todos encontraron las acciones del canino tan graciosas.


Aunque algunos piensan que este actuó mal, ya que robó en plena eucaristía, otros afirman que "el pan es para los que tienen hambre", razón por la cual este tenía derecho a llevárselo. "Pero si le estaban diciendo que le presentaban el vino y el pan… que agradezcan que no se llevó el vino", comentó un usuario y otro bromeó: "El pan nuestro de cada día. Tan bonito el gordo". Muchos se mostraron enternecidos por la actitud del can y otra internauta sumó: "Se imaginan donde lo agarren. A eso se le llama sudar el pan diario para llevar a casa".