top of page

Joven denunció que se colgó de una reja para evitar una violación y que la salvó un patrullero

La piba regresaba a pie a su casa. Había salido de un boliche. Un hombre la comenzó a seguir en camioneta desde donde la había dejado un remís. Lo perdió de vista, pero luego el vehículo la interceptó. "Fue un milagro que apareciera la Policía", dijo la víctima. Ocurrió en Florencio Varela.

Una joven de 21 años vivió un calvario. Un hombre la interceptó en el momento en el que ella regresaba a su casa, en el partido bononarense de Florencio Varela. La piba denunció que el desconocido la acorraló, la "manoseó" y la "intentó besar". Contó que se le rompieron las uñas de las manos al empujar al atacante. De la desesperación, se colgó de una reja y, cuando el agresor la tenía a su merced, pasó un patrullero y detuvo al desconocido.



El episodio ocurrió a las 7.30 del domingo pasado y quedó registrado en una cámara de seguridad de la zona, que reprodujo en las últimas horas Crónica HD.


Las cámaras de seguridad de una vivienda captaron el momento en el que la joven es interceptada por una camioneta utilitaria, atacada y finalmente salvada por un móvil policial que pasaba por el lugar. Los agentes detuvieron al depravado, de 42 años.


Cecilia contó que el hecho comenzó cuando volvía a su vivienda tras haber estado con amigos en un boliche. Precisó que un remis la llevó hasta El Cruce Varela, una zona compartida por los partidos de Florencio Varela y Berazategui, en la intersección de las rutas provinciales 36 y 14, sur del Gran Buenos Aires.


"Me dejó lejos de casa. En el transcurso del camino, una camioneta me venía siguiendo. Después, como no podía hacer nada en la ruta, desaparece. Pero me corta (el camino) cuando estoy llegando a mi casa", relató la joven.


"Yo venía caminando tranquila y me sorprende, para despues empujarme contra la reja. No me decía nada. Lo único que me acuerdo es de cuando yo le decía: '¡No, por favor!'. Se me cortaron las uñas (de las manos) cuando lo empujé", detalló acongojada Cecilia.


Y agregó: "Cuando ve que se está acercando la Policía, me dice: 'Vení, vení". Y me quiso llevar a la camioneta. Me monoseaba y me intentaba besar". La piba aseguró que luego los uniformados le contaron que el atacante cargaba un colchón en la camioneta.


"Estoy todavía muy abrumada. No termino de asimilar lo que pasó. Me da mucha impotencia que este hombre siga suelto. Y es grave. No entiendo por qué lo dejaron en libertad. Yo todavía no había hecho la denuncia y ya lo habían dejado en libertad", protestó por último.


En la causa, caratulada "abuso sexual simple", intervino la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) N°8 de Delitos Sexuales descentralizada en Quilmes, a cargo del fiscal Alejandro Ruggeri, quien todavía debe citar al acusado para tomarle declaración indagatoria.


Comments


bottom of page