El Banco Mundial otorga US$ 265 millones para obras en la cuenca Matanza-Riachuelo

"Es una obra de infraestructura única en el mundo", dijo Galmarini.


El directorio del Banco Mundial aprobó un financiamiento de US$ 265 millones para seguir avanzando en el saneamiento de la cuenca Matanza-Riachuelo, a través de obras de infraestructura que fortalecerán el sistema de cloacas, con el fin de reducir el 80% de la contaminación orgánica del río.


"Es una obra de infraestructura única en el mundo, por el tamaño de la construcción y por el número de usuarias y usuarios que beneficiará a más de 4,3 millones de personas", sostuvo Malena Galmarini, presidenta de AySA.


Agregó que "va a mejorar no sólo la capacidad de transporte de los líquidos cloacales y la calidad del servicio, sino el saneamiento de la cuenca Matanza-Riachuelo, gracias al tratamiento de los efluentes".


Galmarini destacó el compromiso de las autoridades nacionales "para revertir la situación de paralización" que frenó desde diciembre de 2019 la ampliación del sistema troncal de cloacas del área metropolitana de Buenos Aires (conocido como Sistema Riachuelo) que lleva adelante AySA.


Resaltó luego que el crédito asegurará "la finalización de una obra fundamental para el acceso a este servicio esencial, sobre todo en estos tiempos de crisis global".


Una vez operativo, el sistema incorporará a 1,5 millón de habitantes a la red y mejorará la prestación del servicio a más de 4,3 millones.


Jordan Schwartz, director del Banco Mundial para Argentina, Paraguay y Uruguay, recordó a su vez que "hace más de una década que venimos trabajando en promover un desarrollo sustentable en la cuenca del Matanza-Riachuelo".


El nuevo financiamiento, añadió, "permitirá acelerar un componente clave en la solución integral para reducir la contaminación del rio, y mejorar la calidad de vida de millones de personas que habitan la cuenca".


El proyecto financiará la planta de pretratamiento Riachuelo, ubicada en Dock Sud (Avellaneda), que tratará los líquidos provenientes del colector margen izquierda, antes de su disposición final en el Río de la Plata a través de un emisario subacuático de 12 km de extensión.


Al mismo tiempo, se avanzará en la reducción de la contaminación fabril gracias a la construcción de un parque industrial curtidor y una planta de tratamiento de líquidos industriales en el partido de Lanús, donde se radicarán pequeñas y medianas curtiembres de la cuenca para producir con bajo impacto ambiental.


Desde 2009 el Banco Mundial apoya el desarrollo sustentable de la cuenca Matanza Riachuelo y otorgó tres préstamos por US$ 1.227 millones destinados a la mejora del saneamiento, el control industrial, la planificación territorial y el manejo de inundaciones.


Se trata de la obra de inversión en saneamiento más grande del Banco Mundial en América Latina y el Caribe.


El segundo financiamiento adicional al Proyecto Desarrollo Sustentable de la Cuenca Matanza Riachuelo es un préstamo de margen variable, reembolsable en 32 años y tiene un período de gracia de 7 años.