Dos reacciones adversas: Reino Unido alerta que personas con antecedentes de alergia no se vacunen

Sucedió en el primer día de vacunación masiva con la vacuna de coronavirus de Pfizer-BioNTech. Los afectados se están recuperando favorablemente.


El ente regulador del Reino Unido dijo hoy que las personas con serios antecedentes de alergia no deberían aplicarse la vacuna contra el coronavirus de Pfizer-BioNTech mientras investiga efectos adversas sufridos ayer por dos personas durante el primer día de vacunación masiva contra la enfermedad en el país.


La Agencia Reguladora de Productos Médicos y de Salud (MHRA) y autoridades dijeron que estaban investigando si las reacciones adversas estuvieron vinculadas a la vacuna, que efectos de este tipo son "comunes" con todas las nuevas vacunas y que la recomendación es una medida de precaución hasta poder sacar conclusiones finales.


La agencia no explicó qué efectos adversos tuvieron las dos personas, pero la cadena de noticias BBC afirmó que la reacción fue del tipo menos peligroso, o anafilactoide, que suele limitarse a una erupción en la piel, dificultad para respirar y baja presión sanguínea, no del tipo anafiláctico, que puede ser mortal.


Ambas personas sintieron los efectos adversos poco después de recibir la vacuna, fueron tratados y ya están bien, agregó la MHRA.


El ente regulador dijo también que las vacunaciones no deben realizarse en instalaciones que no tengan equipamiento de resucitación.


Las farmacéuticas estadounidense Pfizer y la alemana BioNTech dijeron en un comunicado que estaban trabajando junto a los investigadores de la MHRA "para entender mejor cada caso y sus causas".


Pruebas de los ensayos tardíos de la vacuna no habían detectado "ninguna preocupación en términos de seguridad", dijeron las compañías en la nota, y agregaron que más de 42.000 personas recibieron dos dosis durante esas pruebas.


"En las pruebas clínicas de fase tres, esta vacuna por lo general fue bien tolerada, sin que el comité independiente de monitoreo de datos informara de serias preocupaciones en términos de seguridad", afirmaron las farmacéuticas.


Documentos publicados por las compañías mostraron que las personas con antecedentes de reacciones alérgicas fueron excluidas de las pruebas, y que se recomendó a los médicos que estuvieran atentos a la posible aparición de tales efectos en voluntarios que no supieran que eran alérgicos.



El profesor Stephen Powis, director médico nacional del sistema de salud pública británico para Inglaterra, dijo que la recomendación de que las personas con antecedentes serios de alergia no reciban por ahora esta vacuna se tomó como medida de precaución.


"Como es común con las nuevas vacunas, el MHRA ha recomendado, por precaución, que las personas con antecedentes importantes de reacciones alérgicas no reciban esta vacuna luego de que dos personas con antecedentes importantes de reacciones alérgicas respondieran ayer de manera adversa", dijo Powis en un comunicado.


"Ambas se están recuperando bien", agregó, citado por BBC.


Más temprano, la doctora June Raine, directora de la MHRA, reveló los dos casos de reacciones adversas al testificar ante una comisión del Parlamento británico.



El Reino Unido comenzó ayer a vacunar a adultos mayores y a trabajadores de la salud con la vacuna desarrollada por la farmacéutica estadounidense Pfizer y la alemana BioNTech, la primera campaña de vacunación masiva contra el coronavirus en Occidente.


"Estamos investigando dos informes de reacciones alérgicas", dijo.


"Sabemos, a partir de los extensos ensayos clínicos, que esta no era una característica" de esta vacuna, agregó.