top of page

Confirmado el paro nacional de aceiteros y marítimos por Ganancias y la Ley Bases

Aceiteros inició un plan de lucha y los marítimos lanzaron paro sorpresa.


Los gremios de aceiteros y marítimos pararon en rechazo a la reforma laboral incluida en la Ley de Bases y a la restitución del Impuesto a las Ganancias, en medio de la discusión del proyecto en la Cámara de Diputados.


La Federación de Trabajadores del Complejo Industrial Oleaginoso, Desmotadores de Algodón y Afines de la República Argentina inició este lunes un plan de lucha en conjunto con el Sindicato de Obreros y Empleados Aceiteros de San Lorenzo (SOEA) con una huelga en las plantas aceiteras y desmotadores del país por tiempo indeterminado.


El reclamo es por "salarios y condiciones laborales dignas para toda la clase trabajadora y en rechazo a la Ley Ómnibus, llamada ´Bases´ por el gobierno nacional, que pretende imponer una regresiva Reforma Laboral con tercerización, fraude laboral, facilidad para despidos discriminatorios, reinstalación del Impuesto a las Ganancias y privatizaciones de empresas del Estado y recursos que son patrimonio de todo el pueblo argentino", indicó el gremio.


"La Reforma Laboral contenida en la Ley Ómnibus no tiene nada de modernización, es un gran retroceso. Deroga las indemnizaciones agravadas para las personas que trabajan y no son registradas. Legaliza el fraude laboral con la figura del ´trabajador independiente´, por fuera de toda protección legal", señalaron los aceiteros.


Además, consideraron que la norma "favorece la tercerización y la precarización, y amplía el período de prueba de 3 a 6 meses, y en algunos casos puede ser de 8 y hasta 12 meses, para atemorizar y disciplinar a las y los trabajadores".


"Favorece la discriminación y despidos por causa de origen étnico, racial, religioso, gremial, de salud, condición física, ideología u orientación sexual. Ataca a las mujeres: durante el embarazo se podrá trabajar hasta 10 días antes del parto, lo que ahora sólo es posible si el parto se adelanta. Así, el empleador podrá ´sugerir´ a las trabajadoras que trabajen casi hasta parir", resaltó la Federación.


"Denunciamos y rechazamos la presencia de Gendarmería en las zonas de los puertos aceiteros para amedrentar, y hacemos responsables al Poder Ejecutivo Nacional y a los gobiernos de las provincias por la integridad física de las y los trabajadores que ejercen su derecho constitucional de Huelga", indicó en un comunicado.


Y agregó: "Contra la reforma regresiva e inconstitucional, contra la reinstalación de la cuarta categoría de Ganancias, contra las privatizaciones y el saqueo de los recursos del pueblo argentino, comenzamos el paro por tiempo indeterminado a partir de este momento.

En tanto, este lunes la Federación Sindical, Marítima y Fluvial (FESIMAF) lanzó un paro sorpresa de parte de los gremios marítimos en rechazo al regreso del impuesto a las Ganancias y la reforma laboral.


La medida de fuerza se planteó desde las 18 hasta las 12 del martes, en coincidencia con el tratamiento de la norma en Diputados, con un "cese total" de las actividades en el sector.

FESIMAF convocó al paro y se declaró en "Estado de Alerta y Movilización".


"Es un cese total de actividades con permanencia a bordo y atendiendo únicamente las emergencias, en los sectores de Remolque de Maniobra Portuaria, lanchas de Amarre y lanchas de Practicaje para el embarque de Práctivos, realizándose exclusivamente los servicios para desembarcar a los mismos", expresó la Federación.


También está previsto que mañana vayan al Congreso a protestar por la restitución de la cuarta categoría de Ganancias y la reforma laboral.


Fuente: NA

Comentarios


bottom of page