Asaltaron y balearon a una policía y se investiga si la estaban siguiendo

La oficial, identificada como Daniela Sánchez, recibió tres disparos en un intento de robo cuando llegaba a la casa de su madre , y por el hecho son buscados al menos dos delincuentes que se cree que la estaban siguiendo.


Una policía de la provincia de Buenos Aires recibió tres disparos en un intento de robo cuando llegaba a la vivienda de un familiar, en la localidad bonaerense de San Francisco Solano, y por el hecho son buscados al menos dos delincuentes que se cree que la estaban siguiendo, informaron este miércoles fuentes policiales y judiciales.


El hecho se registró el martes cerca de las 21 cuando la oficial, que se encontraba vestida de civil, llegaba a la casa de su madre, ubicada sobre la avenida Donato Álvarez, entre 807 y 808, del barrio San José, en el límite de los partidos de Quilmes y Almirante Brown, en la zona sur del conurbano bonaerense.


Las fuentes indicaron a Télam que la víctima, identificada como Daniela Sánchez (25), quien se desempeña en el Comando de Patrullas de Avellaneda, fue interceptada por al menos un delincuente armado que descendió de un Renault 9 color bordó con las puertas blancas.


Una cámara de seguridad de la zona mostró como, sin mediar palabra, el asaltante abordó a la joven, le disparó y se dio a la fuga con el arma reglamentaria de la víctima.


“Tiene un disparo en la zona del abdomen, otro en una mano y en el brazo un roce. Ya la operaron, está estable. Dijo que no se acuerda de mucho, que apenas pudo ver al delincuente”, aseguró a Télam una fuente con acceso a la investigación.


La joven quedó internada en el hospital Oller, de San Francisco Solano, donde se recupera de las heridas, en tanto, efectivos de la comisaría 5ta. de Quilmes se encuentran en la búsqueda de los sospechosos.


“Ella paró antes en una heladería y se cree que la venían siguiendo desde allí”, apuntó un investigador, quien agregó que el delincuente que la abordó “le robó solo el arma reglamentaria, no le sacaron dinero ni otra pertenencia”.


El hecho es investigado por la fiscal Mariana Curra Samaniego, a cargo de la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) 6 de Quilmes.


Uno de los hermanos de la víctima dijo que sospecha que los delincuentes vieron en la heladería que portaba el arma y por esa razón la siguieron.


“Vino directo a matar y a sacarle el arma”, aseguró Iván, el hermano en de la víctima, en declaraciones a Télam.


El joven dijo que estaba con su familia y escuchó los disparos, por lo que todos salieron rápidamente a la vereda y se encontraron con la policía herida.


“Quedó en shock, solo lloraba y nos decía que no la movamos. Ahí nos dijo que le robaron el arma”, recordó.